G.U.G.S.

Stop The MPAA


Hollywood ataca a la revista 2600 por el DVD

La Asociación de Cine de EEUU (MPAA) demandó a Eric Corley --"Emmanuel Goldstein"--, el editor de la revista hacker 2600 el pasado mes de enero. Estos días se está celebrando el juicio. El supuesto delito de 2600 y de Corley ha sido difundir en su web y en su revista el DeCSS, un programa informático que permite visualizar los DVD bajo el sistema operativo libre GNU/Linux.

El DeCSS (Decoder Content Scramblins System) fue creado por un grupo de hackers llamado MoRE (Masters of Reverse Engeneering) y difundido por toda la red con su código fuente en octubre de 1999. Inmediatamente la MPAA se echó encima de DeCSS y empezó a demandar a todo aquel sitio que almacenaba una copia de DeCSS o incluso que ponía un enlace a un mirror con el código. En esa caza, llegaron a demandar a decenas de sitios y personas, entre ellos sitios de noticias como slashdot por simples enlaces en sus informaciones...

Sabían que, de llegar a los tribunales, la demanda no prosperaría pero la mayoría quitaron los enlaces para evitar costosos procesos. 2600 mantuvo el enlace. A la vez, metieron el miedo en el cuerpo a mucha gente e hicieron creer a los medios generalistas --generalmente partidarios de las leyes de propiedad intelectual-- que DeCSS era un programa para piratear DVDs y justificar así la demanda por "piratería", cuando no es así: lo que DeCSS hace es permitir ver películas en GNU/Linux --compradas legalmente, pues hoy por hoy es mas caro hacerse una copia ilegal de DVD que comprarla original--. Para copiar ilegalmente DVDs no hace falta DeCSS, se podía hacer desde antes, pues la encriptación del DVD --que es lo que rompe DeCSS-- protege la reproducción y no la copia del disco.

En enero de 2000 saltó la noticia a las páginas de todos los diarios: Jon Johansen, un hacker noruego de 15 años, creador de DeCSS, vio registrada su casa y todos sus ordenadores e incluso su teléfono móvil fueron confiscados, sufriendo además un interrogatorio en comisaría de 6 o 7 horas. El registro fue realizado a instancias de la MPAA, que sin embargo tuvo dificultades para encontrar argumentos legales con los que acusarle. Finalmente recurrieron a una interpretación nunca probada ante un tribunal de 2 leyes noruegas. Debemos recordar que en Noruega, donde se programó DeCSS, no es ilegal la ingeniería inversa cuando tenga por objeto la interoperabilidad. Recientemente el Parlamento noruego ha pedido formalmente disculpas a Johansen por el trato recibido, y el gobierno le ha concedido un premio por su aportación a la sociedad al crear el DeCSS.

La Electronic Frontier Foundation (EFF) se ha hecho cargo de la defensa de 2600. El juicio, que comenzó el pasado 17 de julio en Nueva York, durará unos diez días. Hasta ahora, lo más significativo ha sido el reconocimiento a través de todos los testimonios de que el DeCSS no está relacionado con la piratería.

El problema de fondo, más allá del DeCSS, es el ensayo que la industria de Hollywood está haciendo para depurar las formas de control sobre la información digital. La MPAA pretende determinar la manera en la que un usuario utiliza un producto, incluso después de haberlo comprado. El usuario no es dueño de lo que compra, al considerarse el DVD un "programa de ordenador", y está obligado a reproducirlo sólo en sistemas propietarios como Windows y MacOS. Hay también un control mediante códigos regionales para que no se pueda ver en Europa una película comprada en EEUU, Australia, etc. y viceversa (el DeCSS también supera esta barrera). A su vez, las especificaciones de los reproductores de DVD son cerradas y los fabricantes deben recibir una autorización previa. Todo son limitaciones, y el DeCSS es una herramienta para defenderse de esos abusos y dar libertad a la gente.

La asamblea de SinDominio ha decidido poner disponible el código de DeCSS --motivo de la demanda contra 2600-- en solidaridad con Emmanuel Goldstein y con Jon Johansen.



DVD libre para sistemas operativos libres

1. Hasta hace poco, las películas en DVD solo podían ser vistas bajo Micro$oft Windows o MacOS, o bien con un aparato reproductor de DVDs. Los usuarios de GNU/Linux, que cada vez somos más, no podíamos disfrutar de esta tecnología.

2. En consecuencia un grupo de hackers (MoRE) desarrolló una aplicación que permite visualizar estas peliculas bajo GNU/Linux, rompiendo el algoritmo de cifrado (CSS) que protege a los DVD.

3. La DVD CCA (DVD Copy Control Association) y la MPAA (Motion Picture Association of America) sostienen que el desarrollo de este programa tiene como objetivo realizar copias ilegales de películas en DVD.

4. En realidad es posible copiar (ilegalmente) un DVD sin necesidad de desencriptar nada. Antes de la aparición del DeCSS ya había programas para ello. Se puede hacer porque el descifrado se efectúa al ver la película, y no tiene nada que ver con la copia. De igual modo puedes copiar un mensaje encriptado con PGP o japonés sin necesidad de entender nada de su contenido. Por otra parte el precio de una grabadora de DVDs es extremadamente alto, y un DVD virgen cuesta unos 50 dólares... ¡mucho más que el precio de la película original!

5. Es decir, que en estos momentos es mucho más barato comprar una película que piratearla. Esto significa pues que el único uso economicamente viable del programa (supuestamente pirata) que desencripta los DVD es visualizar las películas. Películas que han sido compradas o alquiladas del mismo modo que se hace con las películas en formato VHS.
6. Además está el derecho del consumidor de "uso justo". Este derecho básico del consumidor fue establecido en la convención de Berna sobre copyright. Cualquiera tienen derecho a hacer copias de seguridad o copias en cualquier otro medio de películas o música que ha comprado, siempre y cuando estas copias sean sólo para uso particular. Este es útil por ejemplo si un DVD se raya, o si quieres ver la película en el dormitorio, donde solo tienes un reproductor VHS. Ya has comprado la película y no deberías tener que comprarla otra vez. De esto trata el "uso justo". La industria del DVD intenta quitarnos este derecho (aunque copiar DVDs sea totalmente inviable económicamente sigue siendo nuestro derecho!).
Volver a la página principal



Página actualizada: 27-07-2000

Copyright (c) 2000 SinDominio.net. Se da permiso para copiar, distribuir y/o modificar este documento bajo los términos de la GNU Free Documentation License Version 1.0 o cualquier versión posterior publicada por la Free Software Foundation. Una copia de la licencia está disponible en: http://www.gnu.org/copyleft/fdl.html